Sobre la Raspberry Pi 3

No quería dejar pasar mucho tiempo para hacer un repaso a lo que pienso tras unas semanas del lanzamiento de la Raspberry Pi 3. Ya hice esto mismo con los dos últimos lanzamientos en:

Pero además se hace necesario ampliar lo que había pensado con el problema del calentamiento de la Raspberry Pi 3.

raspberry-pi-3-thermal-image-

Opinión sobre el hardware

El hardware ha mejorado y eso no se puede discutir ¿Es esta la mejor opción posible? Creo que no.

Añadir Wi-Fi y Bluetooth no era imprescindible en esta placa con 4 puertos USB y si tiene más sentido en la Raspberry Pi Zero y en la Raspberry Pi A+ que han anunciado que actualizarán con esta filosofía. En torno a otras mejoras de la placa, tal vez hay más demanda por un puerto Gigabit Ethernet o al menos un puerto Ethernet que no comparta el ancho de banda con los USB creando un cuello de botella.

También hay interés en que añadan puertos para discos SATA o USB3.0. Hay tantas cosas que se podrían incluir, pero todo es imposible y más si se quiere mantener el precio bajo.

Por otro lado dar el salto a un procesador con arquitectura de 64bits era algo que nadie había pedido. Esto supone mejoras a bajo nivel, pero que en principio no se van a aprovechar como comentaré en el apartado del software.

Opinión sobre el software y el sistema operativo

Ya han informado que el sistema operativo de referencia, Raspbian, no va a ser actualizado de forma que haya versiones especiales para cada Raspberry. El sistema será compilado para ARMv6 para ser compatible con las Raspberry Pi originales y no aprovechar la potencia de las instrucciones ARMv8 de 64bits de este nuevo miniPC y ni siquiera las ARMv7 que ya incluyó la Raspberry Pi 2 . Sin embargo, he hecho pruebas para comparar ARMv6 vs ARMv7 y no he encontrado mejoras. Aunque las pruebas nunca pueden ser comparables o completamente objetivas (pero yo lo he intentado hacer honradamente).

sysbench-umate-htop-cpu-4_local

Así que una parte de las ventajas no van a poder ser aprovechadas de forma directa o fácil, pero por suerte para la Fundación Raspberry la comunidad saldrá al rescate y habrá soluciones para sacarle el jugo.

Opinión sobre el tema del calentamiento

Por último pero no menos importante el tema del calentamiento del procesador BCM2837. Desde los primeros modelos de Raspberry siempre hubo preguntas sobre si se necesitaba un disipador de calor (heat sink) o no, he incluso si se necesitaba un ventilador. Desde la Fundación siempre dijeron que NO. Que se calentaba pero no era ni peligroso para la máquina ni para las personas, que estaba diseñado todo para “running hot“, o sea, que se calentaba pero era lo esperado y lo normal. Entiendo también que no es lo mismo usarla en Edimburgo en enero que en Sevilla en agosto, pero eso a ellos creo que les da igual. Un completo artículo en Geektopia: ¿Se calienta el ordenador Raspberry Pi? Estudio de sus temperaturas en funcionamiento

thermal_raspberrypi_video_playback_network

La cuestión es que la nueva versión se calienta y mucho. Con uso intensivo se pone a 100ºC y a esa temperatura te quemas si lo tocas. Y como se vende sin caja y pensando que la usen niños. Por otro lado al calentarse entra el modo de protección del hardware. Esto hace que baje la velocidad del procesador hasta que la temperatura vuelva a ser aceptable. Y se produce una pérdida de potencia y rendimiento precisamente cuando más se necesita.

Coupe_Heatsink1_raspberry-pi-3

En este caso la solución es fácil y barata aunque algo cuesta, en Amazon hay por unos 4€: Disipadores de calor para Raspberry Pi. Y además hay un hecho que me hace pensar que lo sabían de sobra. Pero no quisieron hacerlo muy público, pero se lo advirtieron a sus más estrechos colaboradores.

No creo que sea casualidad que la caja de Pimoroni tenga una ventanita para el modelo Raspberry Pi 3 y vendan un disipador que encaja a la perfección.

Heatsink-6mm-raspberry-pi-3  Heatsink-7mm_raspberry-pi-3

Sobre esto volvería a la cuestión de la actitud de otras empresas como hardkernel que por ejemplo no incluían disipador con la ODROID-C1  pero luego decidieron incluirlo de regalo en la versión mejorada que lanzaron para corregir ciertos fallos y conceptos: la ODROID-C1+ y que por supuesto han mantenido con la ODROID-C2

Conclusión

Pues para terminar, después de todo este rollo, creo que la fundación Raspberry quiere dominar aún más el mercado. Para ello está marcando el territorio más grande posible. Por abajo con la Raspberry Pi Zero para tener el microPC más barato posible. A pesar de las carencias y la escasa potencia ya nadie más podrá alardear de eso. Y ahora han disparado por lo alto. Con la Raspberry Pi 3 el mini PC 64bits con Wi-Fi más barato del mercado. Está la Pine A64 pero con Wi-Fi sería más cara. Y todo lo que les falla o falte serán matices y temas secundarios. Dará igual y machacarán con el precio, la comunidad, etc.

Así que tenemos Raspberry para rato. Habrá que echarle mucha imaginación para adivinar futuros movimientos. Yo no he sido capaz de adelantarme a ellos nunca.